vs journeés

who made my clothes?

Sabias que el 24 de abril de 2013, el edificio de Rana Plaza en Bangladesh se derrumbó, dejando a 1,138 personas muertas y otras 2,500 heridas?

Este dato lo convierte en el cuarto desastre industrial más grande de la historia. Si, así como escuchaste. Y fue ahí cuando comenzó la revolución de la moda.

Desde que comenzó “Fashion Revolution”, personas de todo el mundo han usado su voz y su poder para decirle a las marcas que las cosas deben cambiar. Y está funcionando. La industria está empezando a cambiar. Más fabricantes están haciendo sus lugares de trabajo más seguras. Más productores están siendo vistos y escuchados.

Pero la historia está lejos de terminar. Apenas está empezando. Esto tiene que parar. No podemos detenernos hasta que todos los trabajadores de la confección que hacen la ropa que amamos sean vistos, escuchados, pagados adecuadamente y trabajando en condiciones seguras. Tu voz hace una diferencia. Tenemos que hacer que la Semana de la Revolución de la Moda sea más grande y más audaz que nunca.  Tenes que exigir a las marcas que te digan  #whomademyclothes?

Desde Victoria Sedran Novias, queremos contarte que cada pieza que diseñamos, esta confeccionada por profesionales de la moda, y en condiciones optimas de trabajo.

Trabajamos con modistas de alta costura, que cuentan con talleres propios y en regla. Tenemos la suerte de poder sumar un granito de arena, y aunque los costos por supuesto sean mas altos que en un taller clandestino, esos gastos valen muchísimo la pena.

NO queremos ver mas niños trabajando, en lugar de ir a las escuelas. NO queremos mas talleres clandestinos, donde tienen a los trabajadores viviendo y cosiendo en el mismo lugar. Y mucho menos que las jornadas laborales sean eternas y agotadoras.

No seamos cómplices de esas barbaridades y seamos responsables en nuestro consumo.

Para mas información sobre el tema, ingresa a: https://www.fashionrevolution.org/ y enterate como podes ayudar.

¡Que tengan un muy buen fin de semana!

DEJÁ TU COMENTARIO